EspecialidadesObstetricia

VIAJAR ESTANDO EMBARAZADA

Sería recomendable hacer una revisión previa para comprobar que no existe ningún problema médico
 

Llega el verano, las vacaciones y te apetece realizar un viaje para desconectar de la rutina . Pero estás embarazada y las dudas invaden tu mente hasta el punto de plantearte si es conveniente viajar en tu estado

¿Se recomienda viajar una mujer estando embarazada?

La repuesta es si, pero anteriormente hacer una revisión previa para comprobar que no existe ningún problema médico concreto que lo desaconseje y si todo está correcto, se brindan unos breves consejos para garantizar un mayor confort durante el traslado y desearle que disfrute del viaje.

¿Cuáles serían esos consejos si el viaje lo realizamos en coche?

Importante hacer periodos de descanso. Cada 2 horas deberíamos detener el vehículo y bajar del coche para “estirar las piernas”. Entre 15 y 20 minutos serían suficientes. Esto que es aconsejable para cualquier persona, es más importante en la mujer embarazada ya que durante la gestación hay más riesgo de problemas circulatorios, como episodios de tromboembolismos.

Aprovechar la parada para hidratarse bien y comer algo ligero que nos aporte hidratos de carbono que puedan evitar una bajada de azúcar.

Se recomienda no programar vuelos muy largos, pero si el deseo es visitar países lejanos, no hay problema siempre que se den paseos periódicos por los pasillos del avión. También es recomendable tomar 100-200 mg de ácido acetil salicílico (aspirina) antes del vuelo para evitar el denominado y famoso “Síndrome de la clase turista”.

¿Qué se recomienda antes de subir al tren?

Puestos a escoger es el medio de transporte óptimo para una embarazada. Levantarse y moverse frecuentemente. Es conveniente llevar un seguro médico que cubra cualquier incidencia relacionada con la gestación y/o parto, especialmente si el viaje es fuera de Unión Europea.

No es aconsejable visitar países cuyas condiciones sanitarias no sean las más adecuadas y/o sufran enfermedades endémicas. Protegerse del sol y del calor usando fotoprotección alta y beber líquidos frecuentemente ya que una mujer embarazada es mucho más susceptible a la deshidratación

Artículo anterior

10 REMEDIOS NATURALES PARA EL RESFRIADO

Artículo siguiente

EL SOL, EL PRINCIPAL FACTOR DE RIESGO DEL CÁNCER DE PIEL

Vida Sana Redacción

Vida Sana Redacción

Portal líder en salud para la comunidad de Latinoamérica y España. Nuestro objetivo primordial es brindar información saludable de calidad, no sólo para la prevención y tratamiento de enfermedades, sino para contribuir al bienestar físico y psicológico desde la infancia a la tercera edad.

Sin Comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.